EL QUINTO INFIERNO

martes, junio 06, 2006

Un paréntesis ambiental: el diablo premia a Angelini

En medio de las movilizaciones más grandes desde la caída de la dictadura en Chile, hoy se conmemoró el día del medio ambiente. La sorpresa la dió el mismísmo Satanás, que aprovechó la coicidencia del 666 para saludar a un viejo maigo suyo y del medio ambiente: Anacleto Angelini

Fuente: Greenpeace Chile

greenpeaceA pocas horas de conmemorar el 06/06/06, el Diablo apareció en Santiago para rendir tributo a uno de sus principales y más representativos colaboradores, Anacleto Angelini. En el día de ayer, Día Mundial del Medio Ambiente, el diablo y sus diablitas llegaron para hacer entrega del galardón al enemigo ambiental número uno de Chile, “Premio Condorazo ambiental 2006”, otorgándole el premio por su diabólico desempeño y el de sus empresas.

“Con el inicio de actividades de la planta de Celco en Nueva Aldea que amenaza con contaminar el Valle de Itata este mes y por la insistencia en negar los hechos acontecidos en el Santuario Río Cruces, Celco representado en el Señor Angelini por lejos es el merecedor de este premio”, señaló Samuel Leiva Coordinador de la Campaña de Celulosa de Greenpeace Chile...

La puesta en marcha del Complejo Forestal e Industrial Nueva Aldea, que comenzará a verter contaminantes al río Itata a finales de este mes, pondrá en riesgo la salud, el medio ambiente y la economía local de al menos 45.000 personas.

Por su parte la Planta de Valdivia de Celco aún mantiene el vertido tóxico al cauce del río cruces, y la autoridad le ha otorgado un año más a la empresa para que realice el estudio de Impacto Ambiental que necesita para desarrollar su proyecto de descarga al mar, sin embargo esto no es una solución real, sólo es un traslado de los contaminantes a otro cuerpo receptor.

CELCO ad portas de comenzar su proyecto en la VIII región, a juicio de estas organizaciones “sólo ha entregado información superficial a la ciudadanía lo que ha sido demostrado en las recientes actividades desarrolladas por la comunidad en esa zona, y este premio refleja el sentimiento de la gente del Valle de Itata”, expresó Clara Subercaseux de Corporación Proplaya.

Greenpeace y Proplaya exigien además que la planta en Nueva Aldea, no comience su funcionamiento hasta que no se obtengan las garantías necesarias que aseguren que el cauce del río Itata y su desembocadura no serán las próximas víctimas de la contaminación de CELCO. Estas organizaciones piden entre otras cosas que la planta no utilice substancias cloradas en el proceso de Blanqueo de la celulosa, proceso que permite la generación de más de 200 toneladas de organoclorados al año, lo que son altamente tóxicos y que serán vertidos directamente al cauce del río.

Free Web Counter
Free Hit Counter
eXTReMe Tracker
ecoestadistica.com