EL QUINTO INFIERNO

martes, marzo 14, 2006

Entrevista al Delegado Zero, el Sup Marcos


"La Otra Campaña nace cuanto valoramos que el camino del dialogo con la clase política mexicana estaba agotado"
por Aura Bogado*
¿Porque La Otra Campaña, ahora, para 2005 y 2006?
Bueno, porque nosotros, como Zapatistas tuvimos que sufrir un proceso de preparación – que así como fue el alzamiento del 1994, que tardamos 10 años en prepáralo, para poder realizarlo – también tuvimos que hacer un proceso de preparación para La Otra Campaña.
La Otra Campana nace en realidad en 2001, a la hora que los partidos políticos: el PRI, el PAN y el PRD - rechazan la iniciativa de la COCOPA, de Derechos y Cultura Indígenas. Entonces ahí nosotros valoramos que el camino del dialogo con la clase política mexicana estaba agotado – y teníamos que buscar otro camino. Las opciones eran: la guerra, volver a pelear, o quedarse callados en silencio y a ver que pasaba, o hacer lo que estamos haciendo ahora. Cuando se decidió que tenía que preparar esta posibilidad, empezamos a prepararnos, porque era muy probable que gente que nos había apoyado hasta entonces, por la lucha de los Derechos y Cultura Indígena, nos retirara su apoyo, a la hora que tomábamos distancia de los políticos, especialmente de la llamada "izquierda institucional" – el PRD. Pero también al mismo tiempo, teníamos que prepáranos para un golpe quirúrgico, un golpe del ejército, o de la policía, con bajo cualquier pretexto que descabezara, y dejara sin dirección a la EZLN.
Para nosotros la iniciativa de la Sexta Declaración, es del tamaño, o tal vez aun mayor, que la declaración de guerra de 1994. Teníamos que estar preparados para perder a toda la dirección. Porque según nuestro modo, a la hora que vamos a hacer algo, adelante tienen que ir los que dirigen, para dar el ejemplo. Entonces en este caso, teníamos que prepáranos para perder no solamente a Marcos, si no a toda la dirección conocida, que es la que va salir a hacer el trabajo político: los comandantes, como la Comandante Comandanta Esther, Comandante Tacho, Comandante David, Comandante Zebedeo , Comandanta Susana… iba salir la confinada Comandanta Ramona, pero desgraciadamente [se murió]... Todos los que más o menos se conocen públicamente íbamos a salir, y teníamos que prepararnos para eso, y teníamos que hacer el preparativo de la primera gira exploratoria, que es la que me esta tocando a mí.
Ahora estamos en Veracruz - en el sur de Veracruz - y en el caso de que pase algo, quede bien establecido el escalón de mando; no se pierda nada de lo que hemos logrado hasta ahora, o podemos defenderlos lo mas que podamos. No pudo haber sido antes, y no podía hacer después, porque si ya estábamos listos, no era necesario esperar más tiempo para hacerlo.
Y escogimos precisamente el periodo electoral para que quedara claro que nosotros queríamos hacer otra cosa, y que realmente la gente viera y pudiera contrastar nuestra propuesta política - que ahora ya tiene muchos que se han sumaron de otras organizaciones, grupos y personas - con la política de arriba. Siempre desde nuestro nacimiento, hemos insistidos en esto de otra forma de ser política, y ahora teníamos la oportunidad de hacerla sin armas, pero sin dejar de ser Zapatistas, por eso conservamos el pasamontaña.
Para la gente en Latino América, muchas veces hay esperanzas en políticos como Lula en Brasil, o Kirchner en Argentina, o Chavez en Venezuela – ¿como ve estos cambios de la "izquierda" en Latino America?
Mira, nosotros siempre volteamos en ver abajo, no solo en nuestro país, sino particularmente en Latinoamérica. Cuando se presento esta invitación de Evo Morales a la toma de la presidencia, nosotros dijimos que no estábamos volteando arriba ni en Bolivia, ni en Latinoamérica, en ese sentido, no juzgamos gobiernos cuyo juicio les corresponde a los pueblos en los que están. Miramos con interés a la movilización indígena boliviana, la ecuatoriana, de hecho, están mencionados en la Sexta Declaración.
La lucha de los jóvenes argentinos fundamentalmente, todo este movimiento de los piqueteros, y de la juventud en general de argentina, con el que nos sentimos muy identificados. También con el movimiento de recuperación de la memoria, del dolor de lo que fue la larga noche del terror en Argentina, en Uruguay, en Chile. Y en ese sentido, preferimos mirar hacia abajo, intercambiar experiencias, y conocer sus valoraciones sobre lo que esta ocurriendo. Nosotros pensamos fundamentalmente que la historia futura de América Latina, no solo de México, si no en todo América Latina, se va construir abajo - que lo demás en todo caso son pasos, tal vez en falsos, tal vez firmes, falta verlo. Pero fundamentalmente va ser la gente de abajo la que la va poder conquistar organizándose de otra forma. Que las viejas recetas, y los viejos parámetros sirven, si como un referente de lo que se izo, pero no como una cosa que haya que readecuar para volver a hacerlo de nuevo.
¿Que pueden hacer los hombres para alzar el nivel de representación a las mujeres, donde sea en el mundo: en las familias, en los centros culturales, donde sea?
En ese aspecto, pues, a nosotros, y a todas las organizaciones o movimientos nos falta todavía un buen trecho, porque todavía esta distancia que es muy grande entre la intención de si ser mejores, y realmente respetar a el otro – en este caso la otra - y lo que realmente que nuestra practica.
Y no me refiero solo a la cuartada esta de que "así nos educaron y ni modo…" que muchas veces es la cuartada del hombre - y de la mujer también, que tiene la obediencia o a rivalizar entre mujeres de otra forma. Otra cosa que hemos visto en nuestro proceso, que a la hora que [los insurgentes] llegamos a las comunidades y ellas se apropiaron de nosotros, vimos algunos cambios significativos, no planeados. El primer cambio se da en al interior en la relación entre mujeres. El hecho que un grupo de indígenas, mujeres cuyo horizonte fundamental era la casa – el casarse muy jóvenes, además, tener hijos y dedicarse al hogar, fueran a las montañas, aprendieran a usar armas, tuvieran mando de tropa – significo para las comunidades, para las mujeres indígenas en las comunidades, una revolución muy fuerte. Es ahí donde ellas empiezan a plantear que deben participar en las asambleas, y en las discusiones organizativas, y empiezan a plantear que deben tener cargo. Antes, no se tenía así.
Pero en realidad las pioneras de esta transformación de la mujer Zapatista indígena es merito de las insurgentas. Porque las condiciones de montaña, de la guerrilla, son muy difícil para los hombres, para las mujeres se convierte en doblé o triple dificultad - y no me refiero a que sean mas débiles, y eso: sino que además de las condiciones hostiles de la montaña, deben tomar en cuenta o soportar las condiciones hostiles de un sistema patriarcal, del machismo nuestro, de nuestra relación.
Y en tercer instancia, el repudio de sus comunidades que ven mal que una mujer salga y se ponga a hacer otra cosa. En grupo de compañeras insurgentas es la que lo supera, y a la hora que bajan otra vez a las comunidades - ahora a orientar, a dirigir, a explicar la lucha. Producen este primer choque entre las mujeres - y empieza a ver una especia de revuelta - de rebelión de las mujeres, que empieza a conquistar espacios. Entre ellos, el primero es que evita la venta de mujeres en el matrimonio, que antes era una costumbre indígena. Y le da, de hecho, (todavía sin que estuviera en el papel) el derecho de elegir su pareja.
Pensamos nosotros también que mientras haya dependencia económica de la mujer del hombre, es muy difícil que se desarrollé otra cosa. Porque finalmente, la mujer podrá ser muy rebelde, muy capas, y todo eso, pero si depende económicamente del hombre, tiene pocas posibilidades. Entonces en ese sentido, las comunidades y los Municipios Autónomos Rebeldes, y en las Juntas de Buen Gobierno, abren espacios y proyectos las mismas mujeres que ya tienen cargo de autoridad municipal, o de Junta de Buen Gobierno, abren espacios de proyectos y organización económica de las mujeres, de tal forma que vayan construyendo su independencia económica, y eso le da mas sustento a la otra independencia [de la mujer].
Aun así nos sigue faltando mucho en violencia intrafamiliar del hombre a la mujer, y logramos un poco de avance en que las niñas que antes no iban a la escuela, ahora ya van a la escuela. No iban porque eran mujeres, y no iban porque no había escuela. Ahora hay escuela y van, no importa si son hombre o mujeres, y que ya están en los escalones más altos de la autoridad civil - porque en la autoridad militar, en la política organizativa, si podemos decir nosotros tienen que entrar mujeres - pero en las cuestiones civiles [los insurgentes] no tenemos injerencia, solo aconsejamos. Entonces en la realidad las mujeres en las comunidades llegan a los puestos de autoridad civil como de municipio autónomo, de agente municipal, que era impensable que una mujer llegara. [Y llegan a esos puestos] por su propia lucha, no por injerencia del EZLN.
¿Y algún mensaje para [el pueblo] en los Estados Unidos, especialmente los chicanos, y los latinos?
Buenos, nosotros lo que estamos viendo en lo que estamos pasando, ahorita cuando estamos sacando esta palabra, hemos pasado por Chiapas, por Quintana Roo, Yucatán, Campeche, Tabasco, y estamos empezando Veracruz, en todas partes hemos visto este dolor de la gente de debajo de tener como una parte de si mismo en el otro lado. Sienten que nos es producto del destino, de la mala suerte, ni tampoco del interés turístico, como dice el gobierno mexicano. Sino que es parte de este proceso de sufrimiento que nos es impuesto. Sienten ellos, y lo sentimos nosotros también con ellos, de que una parte de ellos esta lejos y esta afuera. Y esa parte son nuestros hombres y mujeres de ascendencia latina, o de ascendencia mexicana, o mexicanos todavía, que tuvieron que cruzar la frontera, que están allá.
Por eso, desde el principio, cuando se planteo la Sexta Declaración se dijo que los mexicanos y mexicanas que estaban en el otro lado, no eran parte de lo internacional, ni de lo intercontinental, sino que eran parte de La Otra Campaña. Nosotros queremos decirles, que ahora que estemos en Ciudad Juárez una ves, y en Tijuana la otra vez, se acrecen a la frontera, y tengamos una reunión. Tenemos programada una reunión con pura gente del otro lado. Una en Juárez y otra en Tijuana, para escuchar su lucha.
Así como decimos, el método de la Sexta es [preguntar]: ¿Quienes Somos? ¿Dónde estamos? ¿Y que queremos hacer? Sabemos que hay mucha gente que simpatiza con la Sexta Declaración y con La Otra Campaña y nosotros queremos insistirles, ahora a través de tu medio, que este es su lugar – el lugar junto con nosotros los que estamos de este lado. Porque lo que a provocado el dolor de esa frontera, que significa muerte, marginación, apartide, de una otra forma, nosotros tenemos que construir, romper esa frontera con un puente de lucha, de dignidad, y que La Otra puede ser el espacio. Y nadie va a hablar por ellos, nadie va a hablar por los mexicanos y mexicanas o chicanos en el otro lado, sino que ellos construyan su espacio, lo defiendan, hablen por si mismo, explican las razones porque están allá, las dificultades que enfrentan, y lo que han logrado construir como rebeldía y resistencia de aquel lado – y que ahí nos vamos a ver en Juárez y en Tijuana.
*Aura Bogado, locutora de Free Speech Radio News in Los Estados Unidos, regreso de México en donde condujo una entrevista exclusiva con Delegado Zero, o Subcomandante Marcos, en El Centro de Investigación y Documentación del Son Jarocho en Veracruz. Bogado y Delegado Zero. Hablaron de La Otra Campaña Zapatista, los cambios políticos en América Latina, la lucha de la mujer Zapatista, y acerca de los latinos en los Estados Unidos. Actualmente Delegado Zero está en una gira de seis meses en México para organizar y avanzar La Otra Campaña Zapatista. Esta entrevista es parte del libro "The Other Campaign" ("La Otra Campaña") por Marcos, con introducción por Luis Hernández Navarro, en City Lights Books en Abril, 2006. Todos los fondos recaudados del libro beneficiaran proyectos de medios indígenas en Chiapas, México. Para más información vea www.citylights.com
Fuente: Clajadep

1 Comments:

  • At 3:24 p. m., Blogger eduardo said…

    Buena entrevista. Precisa.

    En esta Otra Campaña hay varios elementos que son "novedosos" respecto de lo que se había visto en el Zapatismo cuando emergió para los ojos de fuera de México. Obviamente, lo principal es asumir la lucha política, tomando por ahora distancia de la defensa material del proyecto polìtico, en una idea global de lucha. El caracter internacionalista y latinoamericanista de su lucha es otro elemento relativamente novedoso en su discurso explícito.

    De esta entrevista me llama la atención el que Marcos pone en evidencia la continuidad de un elemento: con todo, guarda distancia de los procesos que se gestan en otros países; les reconoce existencia, pero cuida de pronunciarse respecto de ellos.

    salu2
    edo

     

Publicar un comentario

<< Home


Free Web Counter
Free Hit Counter
eXTReMe Tracker
ecoestadistica.com