EL QUINTO INFIERNO

jueves, marzo 30, 2006

Consejo Constitucional francés aprueba CPE...

... y movimientos sociales convocan quinta jornada nacional de protestas para el próximo martes...


El Consejo Constitucional francés respaldó hoy la legalidad del repudiado Contrato de Primer Empleo (CPE), mientras en las calles los estudiantes bloquearon carreteras, estaciones de ferrocarriles y centros de estudios. El órgano de vigilancia de libertades y derechos civiles, ahora compuesto por 10 miembros, decidió respaldar al CPE, el cual permite a los patrones despedir, sin justificación alguna, a jóvenes menores de 26 años, en los primeros 24 meses de trabajo.
La decisión de ese consejo pone al presidente Jacques Chirac ante la disyuntiva de promulgar, finalmente, esa ley y enfrentar las consecuencias de más protestas y huelgas, o devolver la legislación al Parlamento para una segunda discusión.
En caso de que ese documento, aprobado por los diputados el pasado día 9, vuelva al debate parlamentario, se espera la renuncia del primer ministro galo, Dominique de Villepin, cercano colaborador de Chirac y aspirante a las presidenciales de 2007.
De Villepin se negó a introducir modificaciones al CPE, en medio de manifestaciones, convocadas por sindicatos y organizaciones estudiantiles que ya se prolongan por más de dos meses, con saldo de varias decenas de heridos y más de 300 detenidos. Las carreteras de la mayoría de las principales ciudades del país, incluida esta capital, fueron bloqueadas hoy por los estudiantes, al igual que estaciones de ferrocarriles, 67 universidades y 556 centros de enseñanza secundaria.
Mientras, los sindicatos y organizaciones juveniles de Francia convocaron hoy a otra jornada de protesta nacional para el próximo martes contra los intentos del Gobierno de aplicar el Contrato de Primer Empleo (CPE).
El venidero 4 de abril los gremios y estudiantes saldrán a las calles masivamente, como lo hicieron el martes pasado en unas 70 ciudades, con participación de casi tres millones de personas, para repudiar los planes de hacer más precario el empleo.
Un sondeo de la firma CSA, indica que el 83 por ciento de los franceses favorece la suspensión o derogación del CPE, en tanto otro estudio de la firma IPSOS muestra que 63 de cada 100 encuestados apoyan las movilizaciones de protesta.
Medios de prensa parisinos estiman que el jefe de Estado podría convocar a un consejo social, en el cual discuta una salida negociada a la crisis con los gremios y las agrupaciones juveniles. Esa solución podría incluir modificaciones a la controvertida ley que de hecho significarían un cambio sustancial de sus más polémicos puntos o su virtual derogación.

Fuentes: Prensa Latina , Ansa Latina

Free Web Counter
Free Hit Counter
eXTReMe Tracker
ecoestadistica.com